¿Por qué fracasa un emprendedor?

Las causas por las que fracasan los emprendimientos son siempre variadas. Pero conviene conocer algunos de los errores más comunes para no caer en ellos:

Falta de orientación al mercado: Generalmente no se tienen en cuenta las necesidades reales de los consumidores.

La “fiebre” del fundador: El enamoramiento romántico del emprendedor con su proyecto puede llevarle a no reconocer sus defectos.

Escoger mal a los compañeros de viaje: Es un error muy habitual rodearse de personas con las que se tiene una amistad muy estrecha sin tener en cuenta si están o no suficientemente capacitadas.

El mal de piedra: Las inversiones en activos excesivos, como oficinas céntricas, autos de lujo o mobiliario, perjudican la imagen del emprendedor ante socios e inversores potenciales, porque dan la sensación de despilfarro. Y, con frecuencia, acaban provocando un endeudamiento fatal.

También es posible morir de éxito: Si no se ha previsto cómo responder a una gran demanda del mercado, puede ocurrir que la empresa se vea desbordada y fracase.

|

Comentarios

Escribe un comentario

¿Quieres usar tu foto? - Inicia tu sesión o Regístrate gratis »
Comentarios de este artículo en RSS

Comentarios recientes

  • No hay comentarios recientes
Cerrar